lunes, 26 de enero de 2015

Carlos López Quartet, presentando "Letters From Copenhague"

"En cuanto al baterista, lo mismo: junto al bajista, es él quien asienta, quien amplifica el tiempo, El bajista hace un bosquejo del tiempo, una simple pulsación primordial, y el baterista lo dibuja con tinta china. Precisión cristalina del plato. Los comentarios densos y sagaces de la caja del bombo. Relieves, contornos, sobreentendidos, puertas que se abren y se cierran en un temblor de parche. Y si el baterista decide tocar "Summertime" en tango, no podemos hacer más que seguir adelante, porque podremos maldecirlo después del concierto, pero en el momento hay que secundarlo. Es la figura del gafe pero al revés: cuando no lo seguimos es cuando empiezan los problemas...El bajo y la batería son los instrumentos de la orquesta que nos mantienen en contacto con la belleza antigua del ritmo: la cuerda de tripas que pulsamos, el parche de los tambores que azotamos, no hay nada más carnal ni más animal que esto."

Monk, Laurent de Wilde


© R.Domínguez - Carlos López

© R.Domínguez - Carlos López Qt - Maciej Kadziela

© R.Domínguez - Carlos López Qt

© R.Domínguez - Carlos López Qt - Maciej Kadziela - Roger Mas

© R.Domínguez - Carlos López Qt

© R.Domínguez - Carlos López Qt - Roger Mas

© R.Domínguez - Carlos López Qt - Maciej Kadziela

© R.Domínguez - Maciej Kadziela - Joel Illerhag - Carlos Sarduy

© R.Domínguez - Carlos López Qt - Maciej Kadziela


Carlos López Quartet 
Maciej Kadziela_saxo alto
Roger Mas_piano
Joel Illerhag_contrabajo
Carlos López_batería
Ft. Carlos Sarduy_trompeta
Jamboree, Barcelona, 15.01.15




miércoles, 21 de enero de 2015

Ismael Dueñas: Llimona des del piano

(...) Tendencias todas ellas que son especialmente patentes en su obra más conocida El desconsol. Es una pieza modernista por el trabajo del modelado principalmente, en el que prevalece el tratamiento fino y delicado del mármol hasta conseguir unas calidades de una extrema sensibilidad. Lejos por tanto del tratamiento rugoso de Rodin, aunque quede de su influencia el perfilado curvilíneo, la tímida difuminación de los contornos, así como la talla de formas suaves y alargadas, buscando el ritmo y la composición armoniosa.
Pero la escultura está llena de sentimiento, aspecto en el que rastreamos la vena simbolista: especialmente porque trata de trasmitir emociones interiores, lo que se consigue a través de su composición cerrada, de contornos curvos que parecen encerrar la figura en su propio mutismo, ocultándose de esta manera a la mirada del espectador y acentuando así su hermetismo y su misterio. En todo caso es la imagen misma de la tristeza y el desconsuelo, que de ahí el título, consecuencia directa del propio estado de ánimo del escultor, que acaba de vivir la pérdida de su mujer, Mercé Bonet, sin que ni su profunda religiosidad, ni el apoyo de sus ocho hijos puedan consolarle de su tristeza. Una escultura por lo demás muy especial en su trayectoria artística pues marca un cambio en su estilo, un cambio hacia la idealización total respecto a la figuración femenina, que en cualquier caso destaca por su indudable belleza derivada principalmente de su perfecta armonía, y su indolente desnudez. (...)

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM

© R.Domínguez - Ismael Dueñas MAEM


Con narraciones de Natàlia Esquinas, comisaria de la Exposición "Un paseo por la obra de Josep Llimona – 150 años"
Museu Europeu d'Art Modern, Barcelona, 17.01.15





domingo, 18 de enero de 2015

Smack Dab Quintet

Joan Casares es el benjamín de la saga Casares, una familia que vive el jazz desde hace más de cuatro décadas y que lleva el swing adherido a su genética. Baterista y compositor, el pequeño de los Casares es un músico inquieto y curioso por naturaleza que combina su faceta de músico acompañante con la necesidad de generar propuestas personales que expongan lo que le hierve por dentro y que no es otra cosa que jazz de alta intensidad sin concesiones de ningún tipo. 

Este es el caso del quinteto Smack Dab, una formación donde ha reclutado compañeros de generación que viven la música con igual pasión y entrega y con la que comparte liderazgo con el trompetista Oriol Vallés. Juntos, han generado una propuesta realmente energética y explosiva donde las dimensiones de la palabra jazz atraviesan varias barreras. (texto extraído de la web de Jamboree).


© R.Domínguez - Smack Dab Quintet

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Lluc Casares - Oriol Vallés

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Pau Sala

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Oriol Vallés

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Lluc Casares - Pau Sala

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Oriol Vallés - Jöel González

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Pau Sala

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet - Lluc Casares - Oriol Vallés

© R.Domínguez - Smack Dab Quintet -  Joan Casares


Lluc Casares_saxo tenor
Oriol Vallès_trompeta
Joël González_piano
Pau Sala_contrabajo
Joan Casares_batería
Jamboree, Barcelona, 09.01.15







sábado, 10 de enero de 2015

Llorona

"...y cantó todos los llantos de las madres

de su sangre

y fueron, por fin, pájaros

libres..."


© R.Domínguez - Llorona

© R.Domínguez - Llorona - Mariola Membrives

© R.Domínguez - Llorona - David Mengual

© R.Domínguez - Llorona

© R.Domínguez - Llorona - Mariola Membrives

© R.Domínguez - Llorona

© R.Domínguez - Llorona


Llorona
David Mengual_contrabajo
Jamboree, Barcelona, 07.01.15

Texto inicial extraído de la web de Mariola Membrives







lunes, 22 de diciembre de 2014

Made to Break

"En manos de músicos como el saxofonista Ken Vandermark el jazz adquiere un grado de intensidad y de energía que lo sitúa a un palmo del precipicio. Siempre al límite, el músico de Boston instalado en Chicago visitó el Jamboree con su impresionante ensemble electro-acústico que ha bautizado con el nombre de Made To Break. Una formación que permite a Vandemark explorar nuevos territorios sonoros donde las fronteras no tienen sentido y la improvisación marca el rumbo de una manera tan libre como excitante de entender la verdadera esencia de lo que conocemos como jazz" (texto extraído de la web del Jamboree).

Os traigo en este post las imágenes del concierto del saxofonista de Chicago Ken Vandermark en el Jamboree, junto a Jasper Stadhouders, Timothy Daisy y Christof Kurzmann.


Hace ya un tiempo tuve ocasión de ver al saxofonista norteamericano Ken Vandermark en compañía de Christoff Kurzmann, precisamente en un sitio, el Atelier de l'Òpera, que pasó, poco tiempo después, a mejor vida.

Por su parte, a Jasper Stadhouders le vi en la edición del 2013 del Jazz à Luz con su potente formación Cactus Truck junto al incombustible Jean-Yves Evrard


© R.Domínguez - Made to Break - Ken Vandermark

© R.Domínguez - Made to Break -  Timothy Daisy

© R.Domínguez - Made to Break -  Jasper Stadhouders

© R.Domínguez - Made to Break -  Christoff Kurzmann

© R.Domínguez - Made to Break - Ken Vandermark - Christoff Kurzmann

© R.Domínguez - Made to Break -  Jasper Stadhouders

© R.Domínguez - Made to Break

© R.Domínguez - Made to Break - Ken Vandermark


Made to Break
Timothy Daisy_batería
Christof Kurzmann_electrónica
Jamboree, Barcelona, 20.11.14









viernes, 19 de diciembre de 2014

Grec 2015 "En construcción"

El Festival Grec de Barcelona y el Jamboree nos ofrecieron una oportunidad poco común para el resto de mortales. Con motivo de la gestación del espectáculo "Aquiles o el estupor", una de las propuestas estrellas del Grec 2015 bajo la autoría y dirección de Albert Mestres, nos ofrecieron la posibilidad de hacer una primera cata del envoltorio musical que vestirá este ballet dramático bajo la responsabilidad del compositor y pianista noruego Knut Vaage. 

Con la estrecha complicidad de dos músicos de la escena catalana como Marc Egea y Tom Chant y la participación del productor nórdico Jorgen Trae, la libre creación musical pondrá en situación las vidas de Aquiles, Helena y otros herederos de la mitología griega (texto extraído de la web de Jamboree).

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Marc Egea

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Knut Vagee - Marc Egea

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Tom Chant -  Jørgen Traeen

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Marc Egea

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Tom Chant

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Tom Chant - Marc Egea - Jørgen Traeen

© R.Domínguez - Grec 2015 En construcción - Knut Vagee


Grec 2015 "En construcción"
Tom Chant_saxo
Marc Egea_viola de rueda
Knut Vagee_piano
Jørgen Traeen _programación y efectos
Jamboree, Barcelona, 13.11.14


jueves, 11 de diciembre de 2014

Albert Bover y Marco Mezquida, Duet Nosferatu

       Los Nosferatu son los de apariencia menos humana de todos los clanes. Se parecen algo a animales salvajes. Su olor y aspecto son repulsivos; uno podría llegar a decir monstruosos. Orejas largas y tuberosas, cráneos de piel áspera cubiertos de mechones con pelo y rostros alargados salpicados de verrugas y bultos asquerosos se cuentan entre sus rasgos menos nauseabundos.

       Después de que los Nosferatu han sido Abrazados, sufren un periodo de transformación excepcionalmente doloroso. Durante un periodo de semanas, lentamente evolucionan desde su semblante mortal hasta su rostro de Nosferatu.

       Al principio, los chiquillos pueden regocijarse en sus poderes recién hallados, pero pronto comenzará el dolor y los cambios. El trauma psicológico de convertirse en una monstruosidad tan odiosa es a menudo más doloroso que los síntomas físicos.

       Los Nosferatu suelen Abrazar a los mortales que están deformados de una forma u otra: emocional, física, espiritual o intelectualmente. Consideran que el Abrazo es demasiado horrible para administrarlo a cualquier ser humano útil. Con el cambio en vampiro, los Nosferatu esperan redimir de algún modo a los mortales, darles una segunda oportunidad. Es sorprendente con cuánta frecuencia funciona. Bajo el exterior horrible, los Nosferatu son prácticos y sorprendentemente cuerdos.

       Si bien su disciplina de Ofuscación permite a los Nosferatu desplazarse a través de la sociedad mortal, son incapaces de relacionarse con ella. Por tanto, deben vivir separados. Los hábitos que provienen de esta existencia se extienden a sus relaciones con otros vampiros. Evitan todo el contacto, prefiriendo su propia existencia solitaria al caos de tratar con otros. 

Texto extraído de El rincón del Vampiro


© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida

© R.Domínguez - Albert Bover & Marzo Mezquida


Jamboree, Barcelona, 19.11.14